martes, 25 de septiembre de 2012

Escalada en Pikutxis, San Fausto

Este verano volvimos a San Fausto, al sencillo sector de Pikutxis. Un lugar perfecto en el que iniciarse en la escalada y apto para niños. Allí unos volverían a coger soltura en escalada de primero y otros retomarían algún proyecto pendiente.


DESCRIPCIÓN DEL SECTOR:
Pared de escasa altura, rondando de forma general los 15-18 metros, en la que hay una primera sección vertical para pasar a otra tumbada. Roca caliza de buena adherencia y agarres claros y suficientes.
El equipamiento en Pikutxis es abundante y de calidad. El pie de vía es sombreado y la orientación de la pared es Sur. La aproximación desde el aparcamiento es de unos 15 ó 20 minutos.
Eva y Tania se centraron en hacer metros yendo de primeras, sin fijarse demasiado en el grado. Yo quise volver a probar Aquí te espero, un 6a+ del que me tuve que bajar la vez anterior por miedo en la chimenea final. Esta vez yo gané la partida, aplicando lo que dice el libro Lecciones exprés para guerreros de la roca: "Buscar la solución más fácil aunque no sea la más segura".
También hicimos, aunque sin conseguir encadenar, La fábula de raposa, otro 6a+ más estético que el anterior. Hector fue el encargado de probar movimientos primero.
Hemos ascendido la mayoría de las rutas de este muro, destacando las siguientes:
  1. Finitomil, 4b: con un inicio bastante vertical pero fácil y bonito.
  2. Jopetas, 5b: igual que la anterior pero algo más fina.
  3. El señor del bosque: comienzo vertical o levemente desplomado que puede hacerse empleando la técnica de la bavaresa.
  4. La fábula de la raposa, 6a+: primera mitad muy vertical y con agarres finos, muy técnica. Parte superior con más canto. Muy bonita.
  5. Aquí te espero, 6a+: inicio explosivo, parte central más técnica y final en chimenea. Vía muy completa pero no demasiado atractiva.


DATOS DE LA ESCUELA:
  • Escuela / Sector: San Fausto / Pikutxis
  • Nº de vías: 24
  • Dificultades: 4a a 6c+
  • Equipamiento: Químicos || Reuniones con mosquetón
  • Orientación: Su
  • Agua / Servicios: En Eraul hay bar y panadería.
  • Acceso: Salir de Eraul siguiendo una pista hacia el Oeste hasta cruzar una puerta metálica. Continuar por el camino y seguir los hitos indicadores hacia el mirador de Lazkua, que queda justo encima de la pared de escalada.
  • Info: Guía de escalada en Navarra


FOTOS DE LAS VÍAS:

Es importante empezar el día con fuerzas.

Aproximación hacia Pikutxis, nada más salir de Eraul.

Fardos de paja al estilo local.

Tania comienza relajadamente, yendo de primera en los cuartos de Pikutxis.

Chapando cómodadamente la cuerda.

Eva y yo usamos cuerda doble y Reverso, a falta de material mejor.

En un vertical inicio de la zona central de la tapia.

Bonito paso manteniendo un agarre invertido.

Las vistas son muy buenas en cuanto ganas algo de altura en las vías.

El explosivo inicio de Aquí te espero, 6a+.

Superando incluso alguna pequeña barriga.

Seguros bien distribuidos por la pared.

Castillo de Coca
De este punto me bajé el año pasado.

Saliendo hacia afuera y agarrando la laja final.

Hector empezando, con el sensible desplome.

Tirando de empotramientos en la ancha grieta.

Eva también gastó fuerzas en el potente comienzo de la vía.

Hector comienza por el diedro inclinado en Fábula de la raposa.

Paso lateral fino para abandonar el diedro.

En la parte vertical de agarres escasos.

Abro piernas en mi turno de moverme hacia la placa.

Aprovechando los huecos para meter las dos manos.

Turno de Eva en Fábula de la raposa.

En el paso lateral.

Movimientos largos para acceder al final de la vía.

Tania también la probó.

Y quiso terminar en El señor de lbosque, 5b.

Tanteando la divertida bavaresa del inicio.



ENTRADAS RELACIONADAS:

2 comentarios:

  1. Como mola Pikutxis para pasar el dia en un entorno agradable y llevar a amigos para probar la escalada, buenas fotos como de costumbre
    un saludo

    ResponderEliminar
  2. Si, lugar ideal para un primer contacto con la roca.
    Saludos

    ResponderEliminar

Los comentarios son fuente de motivación para la existencia de un blog. Si algo te gusta (o si no) coméntalo para que en el futuro siga habiendo nuevas entradas.